Ramón de Arcos

Ramón de Arcos (Don Benito, 1952), un artista que se inició en el oficio de la pintura en su ciudad natal . Fue becado por el Ministerio de Educación para hacer Bellas Artes, carrera que abandonó . Sus indecisas obras autodidácticas iniciales pronto las contrastó con las obras de maestros españoles en el Museo del Prado, su mejor manual. A medida que crece su conocimiento de la pintura va  inclinándose por los impresionistas franceses. El hecho de ser Ingeniero Técnico Agrícola y Biólogo, profesiones ambas  relacionadas con la vida, le han influido a la hora de enfrentarse con la Naturaleza y traspasarla al lienzo, Ramón de Arcos ha intentado a lo largo de su trayectoria desvelar en sus distintas etapas el misterio de la materia: la pintura para él es el hilo conductor que enlaza las sensaciones y las experiencias con aquello que apenas podemos ver. Es un valioso instrumento para reflexionar y aportar algunas respuestas a cientos de cuestiones que se plantea en cada cuadro. La dedicación a la pintura la ha compaginado con las labores de ilustrador, siendo autor de numerosos trabajos realizados con el cartelismo o los libros y de muralista.

Su obra ha pasado por distintos períodos. Así, de los paisajes y bodegones iniciales, ceñidos al término estricto de la representación, Ramón de Arcos, hacia 1998, dio un giro sustancia a la hora de entender la pintura, sintiendo la necesidad de expresarse y mostrar sus avances. De esta suerte en el año 2000, con la exposición Fábulas cotidianas, el carácter figurativo de sus cuadros de vio alterado por la introducción de la luz y el color, matizándolos hasta extremos que llegan a desvirtuar las formas. Comenzaron a prodigarse vistas, personajes y mobiliario urbano en detrimento de los paisajes esencialistas y los bodegones mostrados en cuatro individuales durante los años noventa. El reflejo, donde confluyen luz y color, fue tomando carta de naturaleza en su oficio. La pincelada suelta y el trazo, a veces gestual, como armazón de toda la superficie, han sido abstrayendo de algún modo aquella mirada más convencional de la etapa anterior. De este modo, construye cuadros dentro del cuadro, utilizando a los vehículos de la calle como réplica de una parte del lienzo que no vemos.

La ciudad de Badajoz, tema central de su obra, ha sido la que ha visto su pintura en la Sala Europa, en el Colegio de Arquitectos con Estancias, durante la temporada de 2005, en el Aula de Cultura de Santa Marina de Caja Badajoz en 2006 o en su propio taller ubicado en el caso antiguo, en la galería Artex en 2010 y en 2011 con la exposición “Apuntes de los días”. Entrega de cuadro “San Pablo, camino de conversión” al museo catedralicio de Badajoz y en numerosas colectivas, en 2012 expone en la casa de la Cultura de Don Benito y de nuevo en galería Artex de Badajoz. En 2013 hace exposición en la Sala Vaquero Poblador de la Diputación de Badajoz y Accesit en el concurso de Pintura al aire libre de Badajoz 2013 y 2014. Primer premio en el certamen XXXV Salón de Pintores de Caja de Badajoz. Finalista en el concurso de Pintura Laura Otero 2014 (Miajadas, Cáceres). Ascesis en el concurso de Pintura Laura Otero 2019 (Miajadas, Cáceres)

Obras disponibles

Guadiana, brazo Jamaco
Acrílico/lienzo
81×54 cm
450,00 €
Guadiana, las Crispitas
Acrílico/lienzo
73×60 cm
400,00 €
Guadiana, aguas arriba de la pesquera
Acrílico/lienzo
100×65 cm
600,00 €
Guadiana
Acrílico/lienzo
100×70 cm
500,00 €

Camino de las Crispitas
Acrílico/lienzo
73×60 cm
450,00 €

Dehesa I
Acrílico/lienzo
120×100 cm
900,00 €
Dehesa II
Acrílico/lienzo
150×150 cm
1.400,00 €
Vacas
Acrílico/lienzo
150×150 cm
1.400,00 €
Dehesa III
Acrílico/lienzo
92×60 cm
550,00 €
Nenúfares
Acrílico/lienzo
100×100 cm
850,00 €
Bodegón I
Acrílico/lienzo
61×38 cm
400,00 €
Bodegón II
Acrílico/lienzo
61×38 cm
400,00 €
Ágave
Acrílico/lienzo
100×100 cm
750,00 €
Gallinas
Acrílico/lienzo
90×30 cm
400,00 €
Vista de Badajoz I
Acrílico/lienzo
80×54 cm
700,00 €
Vista de Badajoz II
Acrílico/lienzo
92×65 cm
800,00 €